#1 Más control parasitario

Si sale, especialmente al parque o al campo, tiene más probabilidades de entrar en contacto con parásitos internos y externos. Su control, en este sentido, debe ser mucho más estricto que en los gatos indoor.

#2 Agua y comida accesibles

Su alimento y su bebida serán las que tú le proporciones así que asegúrate de que siempre estén a su alcance. De esta forma evitarás que pueda comer cosas que no puedes controlar y pueden resultar peligrosas (ratones, alimentos de origen incierto, etcétera).

#3 Querrá su arena

Puede que se sienta tan cómodo en su territorio que no haga sus necesidades en su bandeja de arena pero ¡no se la quites!. Te la reclamará. Su bandeja forma parte de su hogar, su madriguera, y no le gustará el cambio.

#4 Evita camadas indeseadas, esteriliza

La esterilización se recomienda siempre, sobre todo, si es gata con vida libre. Tiene más riesgo de tener camadas indeseadas y contraer infecciones de transmisión sexual. Si se trata de un gato macho, si no está castrado tenderá a pelearse con otros gatos y contraer esas mismas enfermedades, que son muy graves (como la leucemia y la inmunodeficiencia víricas). ¡Así que no lo dudes!. La opción más aconsejable y saludable es la esterilización. Consulta con su veterinario cómo y cuándo hacerla.

#5 El refugio está en casa

Fuera de casa tiene sus lugares para esconderse… pero su refugio está en casa. Cuando se sienta amenazado o quiera recogerse de sus correrías ¡buscará el hogar! Necesitará tener un acceso propio a casa o a un espacio de la casa para que pueda recogerse cuando lo necesita.

#6 Atención a las peleas

Vida libre… significa que puede entrar en contacto, y en conflicto, con otros gatos de la zona. Tanto domésticos como ferales. ¡Y a veces hay peleas! Si llega a casa con una herida que sangra, fruto de un enfrentamiento, hay que detener la hemorragia presionando con una almohadilla de gasa o algodón empapada en agua fría. Si no para de sangrar ¡llévale al veterinario!

#7 Mayor protección vacunal

Los gatos outdoor o de vida libre están expuestos a mayores riesgos de infecciones, por lo que sus protocolos de vacunación serán más amplios y más estrictos.

Muy importante: Ante cualquier duda: consulta a su veterinario.

Gato doméstico con vida libre ¿qué necesita?

Si tu gato tiene la oportunidad de salir de casa durante varias horas al día y recorre un territorio amplio, tu gato tiene vida libre. Sus cuidados no distan mucho de los de los gatos indoor, pero sí que hay que tener en cuenta varios detalles.

doméstico gato outdoor libre